× NOTICIAS DESTACADAS MODA BELLEZA ESTILO DE VIDA RECOMENDACIONES EDICIÓN DIGITAL MOTOR

3 cosas que IQOS cambiará en tu vida

A veces los fumadores adultos toman decisiones que traen grandes cambios, ¡pasarse a IQOS es una de ellas!

por: Giselle Dunham

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Cambiarse el look y renovar el armario son algunos de los cambios más frecuentes que solemos hacer, y con ellos también renovamos energía atrayendo otras cosas nuevas a nuestras vidas. Lo mismo pasa cuando cambias el cigarro tradicional por IQOS, ¡descubres todo un nuevo mundo y una nueva manera de hacer las cosas que más te gustan!

Algunos de los pequeños grandes cambios paralelos que ocurren en tu vida cuando decides empezar a usar IQOS, un dispositivo que calienta el tabaco en lugar de quemarlo, son los siguientes:

1. IQOS: Tabaco real, pero sin humo

Una de las principales preguntas que surgen al cambiar el cigarro tradicional por IQOS es: ¿se perderá la sensación a tabaco?, pues es algo que pasa al usar vaporizadores. Esto es completamente falso, debido a que justamente la tecnología de IQOS está pensada para que sus usuarios tengan una experiencia única en la que puedan disfrutar el sabor a tabaco real, pero sin humo, mientras que los vaporizadores usan líquido con o sin nicotina.

2. No más olor en tu ropa y pelo

IQOS calienta el tabaco, no lo quema; gracias a su inigualable tecnología logra llevar el tabaco a una temperatura máxima sin que alcance la combustión. Como resultado de esta elevación controlada de la temperatura, el tabaco expulsa un aerosol casi imperceptible que no deja rastros molestos de olor en el ambiente, la ropa o el pelo. Es lo mejor de dos mundos: sigues disfrutando del tabaco real, sin los efectos negativos de la combustión. Sí, leíste bien ¡adiós al humo!

3. Menos sustancias tóxicas

El humo del cigarro generado por la combustión del tabaco libera más de 6 mil sustancias tóxicas. IQOS las reduce significativamente, pues es un dispositivo que calienta de manera controlada el tabaco, evitando la combustión, que es el proceso mediante el cual se quema el tabaco y se produce el humo que contiene dichas sustancias. Así se reduce la exposición a estos químicos, por lo que es mejor para las personas que usan IQOS y también para quienes estén a su alrededor.

Estos son solo apenas tres de los cambios que verás y sentirás inmediatamente cuando te cambies del cigarro tradicional a IQOS.  Recuerda que la mejor opción siempre será dejar el cigarro, pero para aquellos que deciden no hacerlo, IQOS definitivamente es una mejor alternativa para los fumadores.

En colaboración con @iqos_mx

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Podría interesarte

Leer más de