Entrevista: En una industria llena de varios ‘noes’, Eduardo Minett recibió un ‘sí’ de Clint Eastwood

El actor mexicano de 15 años hizo su debut en Hollywood al lado de Clint Eastwood en la cinta ‘Cry Macho’

por: Paola Ortiz

6 octubre, 2021

Entrevista: En una industria llena de varios ‘noes’, Eduardo Minett recibió un ‘sí’ de Clint Eastwood

El pasado 16 de septiembre se estrenó ‘Cry Macho’, en donde el mexicano Eduardo Minett es coprotagonista. Además , ésta es la nueva película producida, dirigida y protagonizada por una de las leyendas más grandes del cine en Hollywood, el señor Clint Eastwood. A sus 91 años, el cineasta y actor regresa a la pantalla grande con un roadtrip basado en la novela de N. Richard Nash. 

La película se ubica en Texas en 1978 y cuenta la historia de Mike, un ex estrella de rodeo y criador de caballos que, en búsqueda de redención, acepta traer desde México a Rafael, el hijo de un antiguo jefe a quien le debe un favor. Rafael vive con su madre alcohólica, y cuando emprende el viaje con Mike de regreso a Texas, ambos comienzan a crear lazos con los que podrán aprender el uno del otro. 

El salto de Eduardo Minett a Hollywood

Para dar vida a Rafael, Eastwood encontró en el actor mexicano Eduardo Minett la chispa y el talento adecuado que buscaba en su compañero de viaje para esta cinta. 

“El proceso fue muy sencillo, fue un casting que me mandaron por estas fechas. Venían dos escenas, las preparé con mi acting coach y las envié. Un mes después ya me habían dicho que me había quedado”, nos platica Eduardo en entrevista para EstiloDF.

Y agrega que aunque eso fue sencillo, todo lo que implica y que no siempre se ve, es lo complicado. 

“Detrás hay un camino muy largo, desde mis inicios a los 5 años, un camino de trabajo y perseverancia, porque esta carrera está llena de ‘noes’, más que de ‘síes’, y tienes que aguantar. Detrás de ese casting viene mucho trabajo y sacrificios”.

Eduardo Minett ha incursionado en el teatro, la música, la televisión y el cine, siendo este proyecto su gran paso a Hollywood en un papel de coprotagonista al lado de un actor consagrado como Eastwood. 

“Yo sabía que era una película en la que dirigía y actuaba Clint, pero no sabía cuál era mi personaje, porque sólo mandaron dos escenas chiquitas. No sabía que era el coprotagonista, hasta que me dieron el guión, llegué a mi casa, me puse a leerlo y de pronto vi que aparecía en una escena, y luego en la siguiente y en la siguiente… hojeo y veo que aparece en casi toda la película. Fue una gran sorpresa”. 

Eduardo Minett

¿Qué tan difícil es grabar con una leyenda del cine? 

Eduardo nos platica que los primeros días fueron complejos, pues aunque el inglés no se le dificulta, estar en un lugar en donde todo el tiempo te están hablando -a veces al mismo tiempo- en este idioma sin descanso, es un poco abrumador al principio, sobre todo cuando nadie más habla español. 

Eduardo Minett

“Sí fue un poco difícil al inicio, porque siempre llegar a un lugar desconocido nos causa un poco de nervios, incluso un poco de miedo. En este caso llegué a un país diferente, con un idioma diferente. Clint siempre trabaja con el mismo equipo, por eso es tan rápido grabar con él, porque todos ya lo conocen y saben lo que él quiere, yo era el nuevo y el que se tenía que acostumbrar a esa forma de trabajo”, confiesa el actor, quien asegura que una vez acostumbrándose todo fluyó mucho más fácil. 

Un rodaje lleno de talento y admiración

“Para mí fue como entrar al kínder y salir graduado de la universidad. Fueron dos meses llenos de aprendizaje porque estuve con él a diario, de lunes a sábado, porque todas mis escenas son con él. Tuve la oportunidad de ver cómo es trabajar con Clint como actor, como productor y como director, es algo impresionante. Clint a sus 91 años sigue haciendo las tres cosas, además en esta película él monta a caballo, se agacha… es admirable ver cómo sigue haciendo todo por amor al cine”. 

Ver el trabajo de Eastwood hizo que Eduardo abriera sus horizontes, por lo que ahora no sólo piensa en continuar su carrera como actor, sino que además le gustaría aprender sobre dirección. 

Entrevista: En una industria llena de varios ‘noes’, Eduardo Minett recibió un ‘sí’ de Clint Eastwood

Dos enseñanzas clave para Eduardo

Además de que el ambiente en el set fue muy tranquilo, Eduardo nos contó que tuvo grandes aprendizajes de esta experiencia, pero principalmente atesora dos de ellas. 

“La primera, que fue algo que me enseñó en general toda la producción, no diciéndomelo, sino que fue algo que yo veía, es la disciplina que tienen todos. Cada uno en lo que está desempeñando es increíble, súper bien organizados y con mucha disciplina, fue algo que me enseñaron todos”.

Eduardo Minett

Por otra parte, la segunda gran enseñanza llegó por parte de Clint. 

“Disfrutar lo que haces. Esto fue algo que él mismo me dijo y yo lo pude ver. Especialmente ahora siempre estamos pensando en lo que vamos a hacer al otro día, si ya hiciste la tarea, si no has estudiado, etc,, o también pensamos mucho en el pasado ¿por qué hice esto?, ¿por qué hice lo otro?, y nunca estamos realmente enfocados viviendo nuestro presente, disfrutando lo que estamos haciendo, el presente. Nunca sabemos cuándo será nuestro último día, y al final de cuentas nuestro presente es lo que tenemos y lo que nos lleva al futuro. Esto me lo dijo Clint y además me lo demostró.  A Diario llegaba al set con una sonrisa, jamás llegó de malas”.

Entrevista: En una industria llena de varios ‘noes’, Eduardo Minett recibió un ‘sí’ de Clint Eastwood

La preparación continúa para Eduardo Minett

Ésta puede convertirse en la última cinta del icónico Eastwood, quien a lo largo de 66 años ha cosechado una sólida trayectoria que desde ahora se ha convertido en leyenda, sin duda este proyecto servirá como un gran impulso en la carrera de Eduardo, además de ser algo que nunca olvidará. 

“Este mes me voy a Estados Unidos a perfeccionar el inglés para quitarme el acento y seguir haciendo más castings. Éste fue un paso súper importante en mi carrera, pero hay que seguirse preparando y picando piedra. Me gustaría seguir trabajando en donde sea -México, Estados Unidos o Europa- que haya buenas historias y buenos personajes”.